hamburguesa

La hamburguesa gourmet está de moda. Es cierto que, desde siempre, las hamburguesas de burger han sido parte de nuestros hábitos de ocio. Pero, afortunadamente, hemos dejado el ‘american style’ para la adolescencia y ahora nos decantamos por la hamburguesa de calidad al más puro ‘spanish style’. Básicamente, buena carne española 100% natural, hecha al punto y muy bien acompañada. Si a eso le añadimos productos ecológicos que pasan directamente del huerto a la mesa, todos cocinados a la parrilla de lava volcánica cerrada, que evita humos nocivos, lo que tenemos es –para muchos- la mejor hamburguesa de Madrid. La que se elabora en la cocina de La Vaca Picada y se degusta –o se devora- en las mesas de su salón.

La suculenta carta de hamburguesas gourmet de La Vaca Picada es un auténtico homenaje a la gastronomía, especialmente la nuestra: rabo de toro con crema de verduras, rúcula frita y gustosos tomates confitados; lomo de cebón del norte a la parrilla, tomate, pimiento de piquillo, queso Idiazábal y hongo confitado; cecina de León, huevo de aldea frito tomate raf y hoja de roble; virutas de jamón de Guijuelo, brie fundido, aceite de ajos confitados y tomate bien picado, por citar algunas. Todas ellas hechas a la parrilla de lava volcánica, con lomo de cebón del Norte que pican a diario, bien jugosas y de todos los tamaños. Incluido el tamaño XXL de… ¡660 gramos! Como bien reza en la carta: “Si te atreves”. Probablemente la hamburguesa más grande de Madrid. Sólo para carnívoros de pro.

Por supuesto, hay vida más allá de la hamburguesa: una deliciosa variedad de entrantes “para pastar”, originales sándwiches y perritos “para rumiar” y una dulce oferta de postres “para mmmm… mugir”. Si aún queda sitio en el cuerpo después de los 660 gramos de “vaca picada”.

Follow Me on Pinterest
EmailWhatsAppCompártelo.